En los bebés es muy común y totalmente normal el babeo. Sin embargo, la intensidad y frecuencia de babeo, además de diferir entre unos niños y otros, varía a lo largo del tiempo.

Por lo general, el babeo comienza a ser evidente entre los 3 y los 6 meses de edad. En muchos niños, la cantidad de baba producida aumenta y coincide cuando comienza el proceso de dentición. Es decir, muchas veces es un indicador de la inminente aparición del primer diente de nuestro bebé.

La saliva cumple con numerosas funciones importantes en nuestro bebé, como ablandar y humedecer los alimentos sólidos que ingiere (a la edad adecuada correspondiente, claro), mantener la cavidad bucal húmeda, proteger la salud de la boca y los dientes del bebé, etc.

Sin embargo, un exceso de saliva o babeo, más allá de la incomodidad y de empapar cualquier ropita o babero que utilicemos, puede dar lugar a algún que otro pequeño problema.

Concretamente, cuando se produce el babeo constante en los bebés, con mucha frecuencia la barbilla y el cuello pueden sufrir irritación. Esto se debe a la humedad constante producida por la presencia de saliva o baba en la piel de forma prolongada o frecuente.

Una buena forma de evitar o minimizar que la piel de nuestro bebé esté expuesta a esa humedad constantemente es utilizar bandanas que, además de recoger la baba y evitar que se empape su camiseta o prenda que lleve puesta el bebé, nos permitirá secarle la zona de la barbilla con facilidad. Así podremos mantener el área de la barbilla y el cuello lo más seca posible y evitar la aparición de ronchas e irritación.

Las bandanas diseñadas por Mamichic cuentan, además, con un extremo mordedor, preparado para que el bebé lo muerda y mastique alivie cualquier molestia que pueda sentir con la aparición de sus primeros dientes.

Una gran ventaja de este mordedor-bandana o bandana-mordedor, es que mientras el bebé muerde la pieza diseñada específicamente para ello, la baba producida se irá recogiendo directamente en el tejido de la bandana.

Customer Reviews (0 comentarios)

Dejar un comentario